+034 644 740 573Para más info:

Historia

Ana Brito, nieta de Doña Carmen Santos, da a conocer un producto novedoso conocido con el nombre de “Como decía mi abuela CARLIX”, tratamiento natural Tan solo con doce años, dio comienzo algo nuevo para ella; su abuela Dª Carmen le regaló a su nieta un estuche de aquellos años con utensilios de manicura y pedicura, debido a que su nieta mostraba interés por ese mundo.
Dª Carmen, era una señora entrañable, siempre con un interés especial por la medicina natural, ya que era lo que conocía en aquellos años. Vivía en un pequeño pueblo, y le gustaba salir de compras, debido a su carácter afable y sociable era muy querida y apreciada por sus vecinos. Pasaron los años y su salud se vio mermada y por tanto sus paseos fueron disminuyendo considerablemente.
La diabetes que padecía causó diversos problemas en las uñas de sus pies, que sufrieron patologías como uñas encarnadas, hongos, uñas de garza y uñas engrosadas. Desde entonces Dª Carmen, sufría en silencio.
Tras varias visitas los médicos le recetaron diversos tratamientos tanto por vía oral como tópica, tratamiento que su nieta le aplicaba con disciplina, para poder solucionar sus problemas, pero después de tanto esfuerzo diario, los resultados no fueron positivos.
Fue entonces cuando Dª Carmen decidió ponerse manos a la obra; con los conocimientos que tenía de los efectos curativos de distintas plantas naturales, estuvo durante más de un año macerando dichas plantas.
Su nieta Ana le realizaba pedicuras para probar las mezclas que Dª Carmen preparaba todas las semanas, transcurridos varios días de usar su nueva fórmula, los hongos empezaron a desaparecer paulatinamente, el engrosamiento de sus uñas se fue corrigiendo, gracias al CARLIX, y las pedicuras que su nieta le realizaba.
Los dolores producidos por las uñas encarnadas fueron mermando. Los resultados sorprendieron gratamente tanto a Dª Carmen como a su nieta Ana.
Transcurridos varios años, Ana descubrió que no sólo le gusta embellecer unos pies; lo que realmente le apasiona es poder sanear y lograr curar aquellas patologías que dañan las uñas tanto en manos como en pies.
Ana recordó la fórmula de su abuela, la cual mejoró notablemente sus pies y manos y por consiguiente recomienda a todo aquel que tenga problemas de hongos.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies